Última Hora

Saprissa llegó a Pérez Zeledón y si bien pintaba como favorito, su mal momento no descartaba sorpresas.

La victoria morada por marcador de 0-2 ante el AS Puma sirvió como un respiro, en medio de los aires turbulentos que se respiran en Tibás.

Luego de caer el miércoles ante Alajulense, el AS Puma le dio todas las libertades a los saprissitas, que además no sufrieron en defensa por el anémico ataque de los generaleños.

Los mejores momentos de los dirigidos por Campos se vivieron entre el minuto 20 y el 23’, ya que fue en ese instante en que los visitantes empezaron a pavimentar el camino a los tres puntos.

Golobio recibió a la entrada del área grande de los pumas, y con toque fino y globeado logró evitar la inútil estirada de Nigel Drummond.

Tres minutos antes Drummond había despejado en un mano a mano ante Rodíguez, y al 21’ veía como un cabezazo de David Ramírez se iba sobre el horizontal.

La alegría del gol pudo convertirse en preocupación cuando al 25’ el guatemalteco Rafael Morales se iba pintado de rojo al camerino, pero el AS Puma nunca encontró la manera de sacar provecho al hombre de más.

Al 34’ Rodríguez volvió a presentarse en el área de metralla, su remate de cabeza lo escupió la madera, con la fortuna de que cayó en su pie. Con un marco abierto el delantero la empujó al fondo de las piolas para el 0-2.

Con ese marcador se fueron los equipos al descanso, de donde salieron y continuaron su bregas individuales.

Saprissa defender la ventaja y buscar el tercero, AS Puma ver cómo recortaban las distancias.

Mientras Saprissa se acomodaba y cerraba espacios, veteranos como Rodolfo Rodríguez, Lucas Carrera y Esteban Sirias buscaba infructuosamente presionar la zaga morada.

Al final de los 90 minutos un Saprissa sólido y sin mucho brillo, fue tanto mejor que un AS Puma sin garras y que se convirtió en el adversario justo para los tibaseños.