Última Hora

Créalo o no pero el embarazo es una dura prueba para la psicología de una mujer.

A parte de lidiar con los cambios en su cuerpo, se requiere cumplir con el papel de madre sonriente y por más experiencia que se tenga es normal que ese no sea el sentimiento siempre.

Uno de los problemas con esto, es que la madre no lo expresa por miedo a que la juzguen de "mala mamá".

Existen muchos factores que influyen en esta situación entre ellos el social, la edad y el momento de la vida en que se dé el embarazo.

Según la psicóloga Krysel Rojas, las mujeres necesitan entender que no todo el peso debe recaer sobre ellas.

Observe la nota completa en el enlace.