Última Hora

Nacional

Un ambientalista de Nicaragua cree que la CIJ también dictará medidas a Costa Rica

Los jueces acordaron unánimemente que las partes informen a la corte cada tres meses sobre el cumplimiento de las medidas provisionales.

Agencia EFE Hace 11/22/2013 7:30:00 PM

Managua, 22 nov (EFE).- Un ambientalista nicaragüense consideró hoy que la decisión de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de instar a Nicaragua a poner fin al dragado de dos canales en el cauce del río San Juan, como pedía Costa Rica, es porque también dictará medidas contra ese país por la construcción de una vía paralela al cauce.

"La Corte se está abriendo un espacio, un compás de espera, para dar las medidas que verdaderamente está esperando Nicaragua sobre el daño que está haciendo la construcción de la Ruta 1856 en nuestro río San Juan", declaró a Efe el presidente del Foro Nacional de Reciclaje (Fonare) de Nicaragua, Kamilo Lara.

Para el ambientalista, los magistrados de la CIJ, con sede en La Haya, le han dicho a Nicaragua "resolvé ese problemita, que viene lo mejor", en alusión a eventuales medidas contra Costa Rica por la construcción de la carretera.

La CIJ decidió imponer nuevas medidas cautelares según las cuales Nicaragua deberá detener cualquier obra de dragado u otras actividades en el territorio en disputa y, en particular, frenar cualquier tipo de trabajo en los dos nuevos canales.

Además, Nicaragua deberá rellenar la zanja en la playa norte del caño oriental en dos semanas a partir de hoy e informar a la corte sobre el cumplimiento de esa exigencia en el plazo de una semana desde que se complete, con detalles y "pruebas fotográficas".

Nicaragua también tendrá que retirar del territorio en disputa a todo su personal, ya sea civil, policial o de seguridad, y evitar que acceda al lugar en litigio.

Los jueces acordaron unánimemente que las partes informen a la corte cada tres meses sobre el cumplimiento de las medidas provisionales.

El Gobierno costarricense solicitó en septiembre pasado nuevas medidas cautelares a la CIJ y denunció que Nicaragua había abierto al menos dos nuevos caños (canales) para unir el río San Juan, de soberanía nicaragüense, con el mar Caribe a través de Isla Portillos o Harbord Head, cuya soberanía ambos países reclaman.

Costa Rica denunció también que Nicaragua mantenía militares en la zona, un humedal de 250 hectáreas.

Nicaragua, que ha negado la apertura de los dos nuevos caños y ha dicho que pueden ser resultado de las fuertes lluvias caídas en la zona, anunció hoy que acatará la resolución de la CIJ.
Para el ambientalista nicaragüense, "lo que se va a hacer allí (en la zona en disputa) es terminar de lo que ya la naturaleza hizo" con las lluvias.

"Como es fango, seguramente esos caños ya fueron otra vez sedimentados por el mismo sedimento del río y hacer las reparaciones que corresponden, que no son mayúsculas", indicó.

Luego Nicaragua esperará "las resoluciones verdaderas que son las que queremos contra Costa Rica en términos del daño que está haciendo a la reserva de la biosfera y al río San Juan" la construcción de la carretera, insistió.

La CIJ aún se tiene que pronunciar sobre otro asunto que enfrenta a los dos países: Las medidas cautelares solicitadas por Nicaragua para que Costa Rica se abstenga de seguir construyendo una carretera que supuestamente arroja sedimentos en el río San Juan.