Última Hora

Nacional

El detalle de las medidas cautelares interpuestas por la CIJ

La Corte Internacional de Justicia (CIJ) dio la razón a Costa Rica y ordenó, entre otras cosas, que Nicaragua debe retirar la presencia de personal en el territorio en disputa

Daniel Quesada Hace 11/22/2013 9:06:00 AM

La Corte Internacional de Justicia (CIJ) dio la razón a Costa Rica y ordenó, entre otras cosas, que Nicaragua debe retirar la presencia de personal público o privado de la zona en disputa y además detener cualquier trabajo en el río San Juan.

Sin embargo, el fallo de la Corte con sede en La Haya, incluye más aspectos que refuerzan las justificaciones que el país aportó en contra de las acciones que el gobierno de Nicaragua ha emprendido en los territorios limítrofes.

En primer lugar, el órgano internacional ordenó que en dos semanas Nicaragua debe reparar todo el daño causado por la construcción de dos canales en el territorio de Isla Portillos, y de los cuales Costa Rica aportó fotografías satelitales.

Esto significa que el Gobierno de Daniel Ortega, tiene la instrucción de rellenar los caños construidos y además aportar evidencia fotográfica que demuestre la conclusión de esos trabajos.

En segunda instancia, Costa Rica debe dirigirse a la comisión internacional RAMSAR para consultar la magnitud del daño ambiental provocado en el lugar producto de esos trabajos.

El tercer punto del fallo, establece que "Nicaragua tendrá que garantizar la retirada del territorio en litigio de todos los agentes ya sean civiles, de policía o de seguridad e impedir la entrada de tales agentes en el territorio mencionado", según el presidente del tribunal, Peter Tomka.

Asimismo, una de las principales decisiones de la corte de La Haya, es que el gobierno de Managua debe cesar cualquier trabajo de dragado en el río San Juan.

"Nicaragua deberá abstenerse de cualquier actividad de dragado u otra actividad en el territorio en litigio y, en particular, de cualquier trabajo en los dos nuevos caños", según consta en la sentencia del Tribunal.