Última Hora

Además de detener al menos a seis personas, los agentes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) y de varios cuerpos policiales, dieron con dos helipuertos más en la zona atlántica costarricense.

Uno de ellos fue hallado en el sector de Las Catalinas, en La Herediana de Siquirres. En ese sitio, ubicado a 32 kilómetros de la ruta 32, lograron detener a un sospechoso, que ingresaba al lugar al momento del allanamiento.

Un total de 12 puntos fueron allanados desde la medianoche del miércoles y hasta el mediodía de este jueves, como parte de la investigación que pretende dar con los miembros de una estructura de tráfico internacional de drogas.

Ellos serían los responsables de instalar al menos tres campamentos narco que fueron descubiertos en el Caribe y la zona norte. Ahí, además de armas e insumos para la fabricación de drogas, localizaron helipuertos dispuestos para el aterrizaje de aeronaves que trasladaban la droga.

En Río Jiménez de Guácimo, se logró la detención del presunto líder de la banda, un hombre de apellidos Marín Navarro, conocido como Pellejo. Además, en Siquirres cayó un oficial de la Policía de Fronteras que en apariencia alertaba a la banda acerca de cuándo y dónde se llevarían a cabo los allanamientos.

También se aprehendió a tres hermanos de apellido Pineda, uno conocido como Zeta y otro como El Rojo. Además, de un sospechoso de apellidos Rojas Castro, alias Chumi, Díaz Agüero, y un policía de fronteras de apellidos Noguera Cambronero.

Al momento de la detención, este último intentó quemar un celular y una tarjeta de crédito.

Además, se supo que el líder, alias Pellejo, adquirió hace dos meses una propiedad en Cutris, cerca de la frontera norte, por unos 50 millones de colones. En ese sitio se encontró el primero de los helipuertos, además de armas y lanza granadas.