Última Hora

La Lazio (2ª), que perdió 3-2 en el terreno del Atalanta (4º), y el Inter de Milán (3º), que empató 3-3 en casa ante el Sassuolo (12º), tropezaron este miércoles en sus partidos de la 27ª jornada de la Serie A, en la que la Juventus amplía su ventaja y refuerza su liderato.

Los turineses habían ganado 2 a 0 el lunes en Bolonia (11º) y con ello se habían distanciado provisionalmente de sus perseguidores, en esta primera jornada completa de la liga italiana desde su regreso el pasado fin de semana tras un parón de cien días por la pandemia del nuevo coronavirus.

La 'Juve' amplía a 4 puntos su ventaja sobre la Lazio y a 8 con respecto al Inter, cuando quedan once jornadas para el final del campeonato.

La Lazio, que volvía a la competición tras el parón del COVID-19, puso fin a una racha de 21 partidos ligueros invicto (17 victorias, 4 empates), desde el 25 de septiembre en la quinta jornada.

Un tanto en contra del holandés Maarten De Roon (minuto 5) y un disparo desde fuera del área del serbio nacido en España Sergej Milinkovic-Savic (11) adelantaron pronto al Lazio y parecían encarrilar el encuentro para los romanos, pero nada más lejos de la realidad.

El Atalanta, que está además clasificado a cuartos de final de la Liga de Campeones, demostró que es un hueso duro de roer y dio la vuelta a la situación.

Empató luego con tantos de Robin Gosens (38) y Ruslan Malinovsky (66), antes de que el argentino José Luis Palomino (80), de cabeza en un saque de esquina sacado por su compatriota 'Papu' Gómez, diera la victoria a los de Bérgamo.

"Sabíamos que volver contra el Atalanta era hacerlo contra uno de los peores rivales posibles", admitió el técnico de la Lazio, Simone Inzaghi.

"Desafortunadamente, la carrera por el título se complica y lo lamentamos porque veníamos de una larga racha de partidos sin perder. No me gusta perder y he visto a los chicos algo deprimidos. Tenemos que recuperar la fuerza y la energía", añadió.

Con esta victoria, el Atalanta se afianza en la zona de Liga de Campeones, como cuarto clasificado, en el último lugar que da acceso a la próxima edición del máximo torneo europeo.

Una alegría más para Bérgamo, una ciudad especialmente castigada por la pandemia del coronavirus.

La Roma no se rinde

La Roma (5ª), que venció 2-1 a la Sampdoria (16ª) con doblete del bosnio Edin Dzeko, pudo al menos mantenerse a seis puntos de ese cuarto lugar del Atalanta.

El último tanto de Dzeko tuvo lugar a falta de cinco minutos para el final.

Por su parte, el Inter apenas pudo empatar 3-3 en casa contra el Sassuolo.

Las cosas comenzaron mal para el Inter desde el principio, cuando Francesco Caputo adelantó en el minuto 4 al Sassuolo en un estadio Giuseppe Meazza vacío de público por las medidas de precaución ante la pandemia del nuevo coronavirus.

Antes del descanso, el Inter pudo remontar, con un penal transformado por el belga Romelu Lukaku (41) y un tanto de Cristiano Biraghi (45).

Los 'nerazzurri' mantuvieron su ventaja hasta una recta de final de partido que enloqueció.

Domenico Berardi igualó para el Sassuolo en el 81, de penal. El español Borja Valero adelantó al Inter en el 86, pero en el 89 Giangiacomo Magnani puso el 3-3 definitivo en el marcador.

El Inter acabó incluso con diez hombres, por la expulsión en el descuento final de Milan Skriniar.

"Este es un empate que nos hace daño y que debe dejarnos decepcionados. Hoy de nuevo hemos tenido ocasiones para matar el partido y no lo hemos hecho", lamentó el técnico del Inter, Antonio Conte.