Última Hora

El pasado 5 de junio fue emitida una orden sanitaria que ordena el cierre inmediato del edificio anexo al Primer Circuito del Poder Judicial, lugar donde se retiran las hojas de delincuencia.

Esto debido a que se confirmó un trabajador positivo por COVID-19.

La clausura se realizó inmediatamente y se mantendrá por diez días, desde el momento en el que fue emitida la orden del Ministerio de Salud.

Según confirmó Nelson Cordero, Director Regional a.i de Región Central Sur, el edificio se sometió a una labor de limpieza y desinfección el fin de semana, además será evaluado por las autoridades respectivas.

“Una vez que esté totalmente aprobado prácticamente se podrá regresar a sus niveles de trabajo, siempre y cuando cumpliendo con el lineamiento para los lugares de trabajo que nos determina el Ministerio de Salud”, aseguró Cordero.

En el caso de incumplimiento de la medida sanitaria se procederá a procesar la respectiva denuncia penal por el presunto delito de desobediencia a la autoridad.

“La presente ordenanza sanitaria se emite con el fin de proteger y salvaguardar la salud pública”, indica el documento oficial.