Última Hora

Tras un mes y dos días de ausencia total, esta tarde el presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, apareció en cadena nacional y despejó las dudas acerca de su estado de salud luego de esa prolonganda desaparición de actividades públicas.

En su mensaje indicó que su país solo reporta una persona fallecida por causa del COVID-19,  agregando que es país de la región que menos víctimas mortales suma.

El mandatario aseguro que "no ha dejado de trabajar, por que si deja de trabajar el país se muere".

Junto a su esposa Rosario Murillo y rodeado de parte de su equipo de gobierno, el presidente de Nicaragua manifestó que el 90 por ciento de sus hospitales está listo para atender a los pacientes que sufran esa enfermedad, y que desde que se reportó el primer caso de coronavirus en Nicaragua (11 de marzo), hasta el día de hoy han muerto 1.237 personas por diversas razones, pero solo un deceso por COVID-19.

Ortega también hizo referencia al caso de la joven nicaragüense que ingresó a Costa Rica con síntomas que, inicialmente, hicieron sospechar de podría estar contagiada de este mal,  posibilidad que fue desechada poco después.

"Es decir, no aparece una nicaragüense saliendo de Nicaragua portando el virus a otro país" aseveró.

La comunidad mundial ha criticado duramente al régimen de Ortega-Murillo por la forma en como han minimizado la amenaza del nuevo coronavirus,  a tal punto que han motivado a las personas a continuar con su vida normal y realizar carnavales y concentraciones masivas.

Cifras oficiales de Nicaragua, constantemente cuestionadas, dicen que solo se confirman nueve casos positivos de COVID-19.