Última Hora

Un hombre de 35 años fue detenido por la Fuerza Pública ya que tenía orden sanitaria de aislamiento por sospechas de COVID-19 y se encontraba jugando una mejenga en San Francisco de Calle Blancos.

El hecho se produjo el miércoles cuando, según indicaron fuentes policiales a Teletica.com, son alertados por los vecinos de una mejenga entre varias personas y cuando llegan al lugar y piden los documentos a los hombres que jugaban, descubren que este sujeto tenía orden aislamiento del Ministerio de Salud.

Por lo que fue detenido y este Jueves Santo por la tarde se realizó una audiencia en Tribunal de Flagrancia del Segundo Circuito Judicial de San José, donde se le impuso arresto domiciliario por un mes.

Además debe ser vigilado en rondas por la Fuerza Pública para verificar el cumplimiento de la orden.

Violar una orden sanitaria de aislamiento se puede sancionar con multas que van desde los 450.200 colones hasta los 2.300.000 colones, dependiendo de cada caso. Esto gracias a la nueva reforma legal aprobada por los diputados y firmada por el Ejecutivo.