Última Hora

El Instituto Costarricense de Ferrocarriles (Incofer) ordenó limitar la capacidad de pasajeros de todas sus unidades hasta en 60% con el fin de minimizar la propagación del nuevo coronavirus.

La medida se aplica a partir de este martes y es de carácter temporal.

“Esto se traduce en que los trenes de pasajeros DMU-DE tipo Apolos, máximo 100 personas por unidad y coches convencionales solo se permitirá máximo 50 personas por unidad, saliendo de las estaciones principales”, expresó mediante una carta la entidad.

Estas decisiones se suman a las medidas que ha tomado el gobierno para enfrentar el COVID-19 que, hasta el momento, mantiene contagiadas a nueve personas y a otras 22 en análisis.