Última Hora

Unas 140 ciudades alemanas se han ofrecido a acoger a niños refugiados ante la escalada de la crisis en la frontera entre Turquía y Grecia, e instado al Gobierno del país y al Bundestag (Cámara baja) a que se lo permitan.

La iniciativa se ha hecho pública a través de una carta a la canciller, Angela Merkel, de los alcaldes de siete grandes ciudades alemanas (de distintos partidos políticos) en representación de la alianza Puertos Seguros, en la que se integran unas 140 localidades.

Los alcaldes de Colonia, Düsseldorf, Potsdam, Hannover, Friburgo, Rottenburgo del Neckar y Fráncfort del Oder recalcan que la situación en las islas griegas "se ha agudizado dramáticamente en los últimos días" y exigen que Berlín deje "inmediatamente" de bloquear las iniciativas de estas urbes, como hizo esta semana el Bundestag.

"Los campos de refugiados están totalmente saturados, en ellos que falta la infraestructura más básica, el suministro médico y las zonas de protección son totalmente inadecuados para niños y mujeres", denuncian.