Última Hora

El sueño de la Selección Femenina de clasificar a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 tuvo un triste final al caer 1-0. La Sele se plantó cara a cara contra uno de los mejores combinados del mundo y soportó 71 minutos.

Las de Amelia Valverde se habían mostrado ordenadas, por ratos el balón les picaba en los pies y se despedían de él tan pronto como lo dominaban. En otros momentos aprovechaban los espacios y Lixy era la válvula que carburaba el ataque, pero nunca con profundidad.

Cinco días después de caer goleadas las nacionales presentaron una cara más aguerrida, más dispuesta a meter, sabedoras de que el sueño estaba al alcance.

Pero la estoica defensa de la cabaña de Noelia Bermúdez se derrumbó cuando Jordyn Huitema se vio sola frente al marco tico, marró el primer intento y el balón rebotó de vuelta hacia ella que terminó empujando el balón hasta las piolas.

La suerte no le sonrió a las ticas.

El ingreso de Deanne Rose al 64’ fue demasiado para la zaga tica, que tenía una hora de perseguir el balón.

Con el marcador en contra hubo tibios intentos de las atacantes nacionales, que naufragaban en un mar de piernas canadienses, siempre en superioridad numérica y colocadas para repeler a las delanteras de la Femenina.

Este viernes por la noche La Sele Femenina se despidió de la posibilidad de ir a Tokio, pero pueden salir con la frente en alto: hubo garra, hubo esfuerzo, aunque al final nos faltó algo más que ganas.