Última Hora

El Tribunal Disciplinario de la Fedefútbol decidió no vetar el estadio Alejandro Morera Soto ni sancionar al portero del Herediano, Esteban Alvarado tras el primer partido de la final de la segunda fase.

El cuadro rojiamarillo envió la documentación al tribunal solicitando un veto al estadio de Liga Deportiva Alajuelense por un partido con base en los artículos 55.2 (inciso i) y 72.3 del Reglamento Disciplinario sobre el lanzamiento de objetos al terreno de juego; sin embargo, este fue rechazado.

“Se rechaza la solicitud del Club Sport Herediano por haber sido formulada de manera desajustada a lo que establecen los artículos 83 y 102 del Reglamento Disciplinario de Futbol de la Primera División. De igual manera, la gestión carece de interés por cuanto el Tribunal, con base en el informe arbitral y los de los comisarios, tuvo por realizado el lanzamiento de un objeto no peligroso sin golpear a algún jugador (artículo 102 del Reglamento Disciplinario de Futbol de la Primera División). Supuesto de hecho distinto de aquél sobre el cual se sustenta la pretensión del gestionante”, menciona el informe enviado por la Fedefútbol.

Por su parte, este mismo tribunal decidió no sancionar al portero Alvarado, esto tras una petición de Alajuelense, donde solicitaba una sanción debido a que el futbolista aparentemente provocaba a la afición rival en un video grabado desde la gradería norte.

“Se rechaza la gestión por cuanto la solicitud formulada por Alajuelense, concretamente sus pretensiones sancionatorias, se apoyan en un supuesto fáctico (insultos a la afición e incitación a la violencia realizados por un jugador del Club Sport Herediano) para cuya acreditación no se ofrece prueba idónea. Véase que no se precisa el origen del vídeo que se ofrece. Ni siquiera se indica quién tomó el vídeo.

“Por otro lado, el video evidencia que ha sido editado (se le ponen frases supuestamente manifestadas) sin que se indique quién realizó esa labor. Razones por demás para cuestionar la utilizabilidad de ese elemento de convicción”, menciona el comunicado.

Eso sí, a los manudos se les sancionó con 200.000 colones de multa por no evitar el lanzamiento, por parte de los espectadores, de objetos no peligrosos al terreno de juego.