Última Hora

Los diputados aprobaron este martes en segundo debate las reformas a la Ley de Robo de Ganado con las cuales se pretenden sancionar de forma más severa a quienes cometan este delito.

La iniciativa impulsada por la fracción del Partido Unidad Social Cristiana (PUSC), contó con el aval de 44 legisladores, mientras que solo uno se mostró en contra.

Los cambios a la ley tienen como fin brindar mejores herramientas jurídicas para que las autoridades judiciales puedan combatir de forma eficaz el robo, hurto, destace y comercialización ilegal de ganado.

Entre las variaciones más importantes destaca que el hurto con desmembramiento o muerte ilegal de ganado será penalizado con entre dos y 12 años de prisión.

Además, establece entre ocho meses y cuatro años de cárcel para quien movilice ganado obtenido ilegítimamente sin que cuente con los permisos legales y, de uno a cuatro años de prisión a quien reciba, adquiera o negocie carne de esa procedencia.

Según la diputada María Inés Solís, jefe de fracción del PUSC, este es uno de los problemas que atormentan a ganaderos de zonas rurales, por lo que esperan que las nuevas medidas se minimicen los daños a esta población.