Última Hora

Francisco Martínez, es un joven y valiente muchacho, que producto de un accidente, hoy sufre una discapacidad, pero a pesar de eso lucha día tras día por recuperar su vida sin ser una carga para los demás.

A este hombre hace nueve años le cambió la vida. Luego de que la suya fuera normal, activa y saludable, un mal día se cayó de un árbol dañándose la médula. Desde ahí él jamás volvió a ser el mismo.

Los buenos amigos y la familia, fueron clave para que este joven amante de las artes marciales y antes dedicados a las labores de construcción, superara su duelo. Pero esa aún no era la medicina que sanaría sus preocupaciones.

Afortunadamente esos fantasmas mentales salieron de su cabeza y su crisis se convirtió en oportunidad de seguir luchando.

Esa actitud, es la que lo tiene en pie, a pesar de su discapacidad, pues para él esta, está en la mente y maneras de cómo ingeniárselas para subsistir por sus propios medios, el sí las consiguió.