Última Hora

Aunado a las consecuencias por el paso de un tornado en los sectores de Alajuelita, San Sebastián y Paso Ancho, las lluvias han anegado viviendas y carreteras desde el mediodía de este sábado en numerosos sectores del Valle Central.

El sur de la capital fue de los primeros lugares en sufrir por las precipitaciones, las cuales inundaron varias casas, además de la caída de rótulos y árboles por las intensas ventiscas.

En San Pedro de Montes de Oca, la Compañía Nacional de Fuerza y Luz (CNFL) trabaja para restablecer el fluido eléctrico, luego de que la caída de un árbol afectara parte del tendido en una zona céntrica de ese cantón.

Además de ello, en Hatillo el servicio fue reinstalado, sin embargo, las cuadrillas de la CNFL aún trabajan para devolver la electricidad en algunos sectores de Alaluelita.

La afectación en las vías debido a alcantarillas colapsadas, también ha impactado en varias localidades. Uno de estos casos ocurrió (como lo retrata la fotografía) en Cuatro Reinas de Tibás, donde al parecer el problema es recurrente por un desnivel en la vía cerca de la Cruz Roja que provoca acumulación de agua y vuelve la carretera casi intransitable.

En Heredia, contiguo a la Universidad Nacional, se presentó un incidente similar por la cantidad de agua que impedía el paso por el sector aledaño a las oficinas del Observatorio Vulcanológico y Sismológico de Costa Rica (OVSICORI).

Además, en San Juan de Barva de Heredia, el paso por la vía principal de acceso a la localidad se vio interrumpido por las fuertes lluvias que colapsaron el sistema de desagüe e impidieron el tránsito.