Última Hora

Ya hay humo blanco en la Junta de Protección Social tras una reunión de varias horas entre las autoridades y los vendedores de lotería.

El movimiento, que este jueves cumplió cuatro días, fue depuesto luego de alcanzar varios acuerdos.

Entre los más importantes, destaca que la Junta se compromete a modificar el decreto que permite que se jueguen las series que no se vendieron.

Para enviar la nueva propuesta, tienen un plazo de 15 días.

También, los manifestantes desistieron de la solicitud de renuncia a la Junta Directiva de la institución y seguirá en pie la política de devolución del 100 por ciento de la lotería no vendida.

En el único tema en el que no hubo acuerdo fue en la firma de un contrato para venta de lotería electrónica, que se analizará en los próximos días.