Última Hora

Un supuesto empresario fue condenado a 54 años de cárcel por 27 de denuncias de estafa interpuestas por hombres y mujeres que querían ser modelos.

La fiscalía adjunta de fraudes consiguió que se condenara a José Antonio Tabora Wilson, luego de demostrar que es culpable de cometer estafas, en perjuicio de 27 personas.

A pesar de que la suma de las penas equivale a 54 años de prisión, la condena impuesta por el Tribunal Penal de Pavas se readecúa a seis años de cárcel, debido a las reglas del concurso material.

Sin embargo, debido a la pena impuesta, y a que el imputado cuenta con antecedentes similares, no se lo otorgó el beneficio de ejecución condicional de la pena ni brazalete con monitoreo electrónico, por lo que, desde el jueves, Tabora se encuentra en prisión.

La Fiscalía demostró que, entre el 2012 y 2013, Tabora ofrecía trabajo a hombres y mujeres, tanto mayores y menores de edad, para que, según el imputado, laboraran como modelos de marcas reconocidas.

El imputado lograba captar la atención de las víctimas, ya que utilizaba medios de comunicación para indicar que necesitaba que personas laboraran con él, en actividades de modelaje.

La prueba presentada en el debate comprobó que, para ingresar a la compañía del hombre, las víctimas debían cancelar aproximadamente entre ₡70.000 y ₡550.000, para que pudieran realizar sesiones fotográficas.

La fiscalía reveló que el hombre engañaba a las víctimas, diciéndoles que les pagaría ₡25.000 por cada pasarela u otro evento en el que participaran; pero que la suma total de lo laborado se les cancelaría hasta que se llevara a cabo la cuarta actividad; sin embargo, esta última no se realizaba.

Mientras la sentencia adquiere firmeza, el imputado cumple seis meses de prisión preventiva.