Última Hora

Mientras que los vendedores de lotería aseguran que el sorteo del Día de la Madre apenas empieza a calentar, la Junta de Protección Social (JPS) promete que esta vez el premio sí quedará en la calle.

Ya pasó el Día de la Madre, pero la lotería sigue en la calle. Los vendedores son optimistas y creen que las ventas ya están empezando a calentar y que de aquí al domingo tendrán que devolver poca lotería a la Junta.

Las autoridades de la institución también son positivas, y aseguran que de los 200 mil enteros, sólo quedan 1000 por ser colocados, lo que podría ocurrir en las próximas horas.

Para muchos, todavía pesa que los premios del Gordo Navideño y el Gordito de medio año se quedaran dentro de la Junta. Pero esta vez la institución ha tomado medidas para evitar que eso vuelva a ocurrir.

Una de ellas es permitirle a los vendedores devolver el 100% de la lotería que no puedan colocar. Además, apostaron por sacar a la venta menos enteros que en ocasiones anteriores.

El sorteo extraordinario del Día de la Madre se realizará este domingo, con un premio mayor de 250 millones de colones por emisión.

El entero tiene un costo de 15 mil colones y cada fracción cuesta 1500 colones.