Última Hora

Dos piezas arqueológicas de 3.000 años de edad y que estaban en manos del costarricense Leonardo Patterson fueron devueltas a México.

Esto luego de que el gobierno alemán comprobó que fueron tomadas de forma ilegal de un sitio arqueológico en el este de México.

Se trata de dos estatuas de madera de la civilización Olmeca que Leonardo Patterson intentó ingresar en el año 2008 a Alemania.

Según informó la BBC, en el 2015 la corte alemana concluyó que las piezas pertenecían a México y este martes fueron entregadas al embajador mexicano.

Estas estatuas olmecas forman parte de lo que se llamó la colección Patterson, formada por más de 1.000 piezas arqueológicas que el costarricense exhibió en España y trató de llevar a Alemania donde han sido retenidas por una década.

En una entrevista con Telenoticias hace 10 años, Patterson aseguró que las piezas no son suyas, que son de varios coleccionistas y que él no es traficante de arte precolombino.