Última Hora

Este 4 de febrero los costarricenses se harán presentes en las urnas para votar, por lo que el Tribunal Supremo de Elecciones (TSE) extrema las medidas de seguridad para garantizar la transparencia del proceso.

Una de las medidas que se han tomado es conocida como el marchamo que se coloca a cada saco o tula cuando sale con las papeletas y todo el resto del material electoral de las bodegas del Tribunal. 

En caso de que un saco muestre signos de haber sido violentando debe reportarse de inmediato al TSE.

Además el trabajo de miembro de mesa es una de las garantías de seguridad para el TSE, pero también para los partidos.

En el conteo de votos una papeleta que no tenga la firma del miembro de mesa tiene que ser anulada.