Última Hora

Médicos, veterinarios, microbiólogos y otros especialistas de Latinoamérica, Francia y Estados Unidos se dieron cita en Costa Rica para discutir las enfermedades Ricketssiales.

Se trata de padecimientos emergentes o nuevos que a menudo pasan desapercibidos por los médicos porque se conoce poco sobre ellos.

Las bacterias que causan estas enfermedades viven en piojos, ácaros, pulgas y garrapatas.

El contacto con animales silvestres o domésticos que tengan estos parásitos genera el riesgo de contagio.

El congreso busca que investigadores nacionales e internacionales compartan sus hallazgos sobre la bacteria y la enfermedad para reducir la mortalidad de una enfermedad que es curable.