Última Hora

El país vibro en los pasados Juegos Nacionales, con las proezas de figuras nacionales como Susan Piedra y Carlos Montoya.

Mientras ellos representaban el país, Sebastián estaba dando sus primeros pasos en el patinaje, estaba comenzando a construir sus sueños inspirados por esos compañeros de entrenamiento.

Tiene nueve años de edad, y año y medio de practicar el patinaje, pero ya comenzó su colección de medallas.

En los pasados juegos centroamericanos de patinaje, ganó dos medallas de oro, tres de plata y una de broce.

Estos logros en tan poco tiempo no son producto del azar. Sebastián se ha acostumbrado a un nivel competitivo, entrenando muchas veces antes de ir a la escuela, o en las noches.

Es de esos deportistas que con disciplina logran llevar de la mano el estudio y el deporte.

No cabe duda de que la disciplina deportiva fomenta el desarrollo integral, lo facilita. Sebastián avanza a paso seguro, convirtiéndose en una promesa del patinaje costarricense.