Última Hora

Con policías encubiertos vigilarán a las personas que asistan a las fiestas de Palmares. Los festejos inician este jueves con el tradicional tope.

300 oficiales de la fuerza pública en total les darán seguridad a los asistentes, algunos de ellos estarán vestidos de civil para vigilar objetivos específicos.

Durante las fiestas del año pasado detuvieron a 34 personas, la mayoría por drogas, un total de 375.

Además, la Cruz Roja tendrá la presencia de 200 miembros, 33 ambulancias y 32 puestos de atención.

Los paramédicos insisten a las personas no excederse con el consumo de licor.

La policía de Tránsito realizará operativos durante todo el día y tendrán un puesto fijo cerca del peaje en Naranjo.

Los festejos arrancan este jueves con el tradicional tope.