Última Hora

Con un mensaje para detener la violencia en los centros educativos, decenas de personas le dieron el último adiós a un profesor de música asesinado en Calle Fallas de Desamparados.

Los alumnos de "Poncho" como conocían a Alfonso Francisco Brenes López de 40 años, quisieron despedirse con el legado que él les dejó: la música.

El docente, que fue asesinado de cuatro puñaladas dentro de su casa, compuso una canción junto a sus estudiantes para hacer conciencia sobre la violencia dentro de los centros educativos.

La banda del Liceo de San Miguel de Desamparados acompañó el camino del féretro hacia el cementerio general donde descansaran los restos del profesor.

Mientras tanto, el Organismo de Investigación Judicial, continúa con las investigaciones para esclarecer el crimen. La policía sospecha que el responsable podría ser una persona cercana a la víctima, pero el móvil todavía no está claro.

El fallecido tenía planeado mudarse a Acosta con su esposa y sus dos hijos este fin de semana.