Última Hora

Mientras la Policía de Los Ángeles detenía a un sospechoso, su perro rottweiler empezó a ladrarle a los oficiales.

Al percatarse de esto uno de los uniformados saca su arma y le dispara al animal, que muere en el lugar.

La actuación del policía ha causado la indignación del público en Internet, especialmente en las redes sociales.

Los hechos ocurrieron en la ciudad californiana de Hawthorne, cuyo cuerpo policial aseguró que la actuación del agente está justificada. Aseguran que pudo haber sido una situación peligrosa.

La mayoría de reacciones tildan los hechos de un ataque injustificado contra el can, que murió mientras su dueño era detenido.