Última Hora

Las imágenes de un tráiler literalmente incrustado en la malla del aeropuerto Juan Santamaría, son por sí solas poco normales, pero además hacen recordar un mortal accidente ocurrido en el 2006 en ese punto exacto.

En aquella ocasión, un joven que iba camino a su trabajo falleció cuando el tráiler que cruzó de lado lo atropelló mientras él estaba en una presa esperando avanzar hacia San José.

La diferencia es que en aquella ocasión el móvil del accidente no estaba relacionado con el alcohol. En el caso de esta semana sí.

Así lo confirmaron las autoridades de Tránsito. Tanto el conductor, de nacionalidad hondureña, como su acompañante de viaje, estaban en notable estado de ebriedad.

Luis Vega, del departamento de Operaciones de la Policía de Tránsito dijo que su estado era visible y que incluso excedía los límites de alcohol en sangre establecidos por la ley.

El accidente ocurrido a eso de las 10:30 de la noche de este domingo, y el que sucedió hace siete años en ese mismo lugar, dejan abierta la necesidad de hacer algo en esa ruta, para evitar un tercer episodio.

El vehículo quedó en manos del Tránsito y los hombres fueron trasladados al Ministerio Público, donde la Fiscalía determinará qué pasara con ellos.