Última Hora

El departamento de justicia de los Estados Unidos aceptó la nueva fianza presentada por el expresidente de la Federación Costarricense de Fútbol, Eduardo Li, quien lograría su libertad bajo fianza.

Lea también: ¿De qué se le acusa a Eduardo Li?

Así lo indicó el periodista de AFP, Mariano Rolando, quien indicó que el juez Robert Levy aceptó la nueva fianza presentada por la defensa, la cual se trata de $5 millones, de los cuales se realizará un pago inmediato de $1,1 millones que se realizarán en un pago en efectivo de $300.000, así como el monto de dos propiedades en Florida y Alaska que rondan los $800.000.

Lea también: Eduardo Li ha estado ligado al deporte costarricense hace más de 15 años.

"Tenemos un paquete mucho más sustancial", indicó el abogado de Li Roger Guevara al juez Levy, al presentar la nueva oferta de fianza.

Nueva York, Estados Unidos | AFP | miércoles 24/02/2016 - 22:25 GMT | 594 palabras

por Mariano Andrade

Un juez de Nueva York acordó el miércoles el arresto domiciliario a Eduardo Li, expresidente de la Federación Costarricense de Fútbol (Fedefutbol) y procesado en el caso de corrupción de la FIFA, a cambio de una fianza de cinco millones de dólares, constató la AFP.

En una audiencia en los tribunales federales de Brooklyn (sudeste), el juez Robert Levy aceptó un segundo paquete propuesto por la defensa, que incluye 1,1 millones en efectivo y garantías de dos propiedades en Estados Unidos.

Li, de 57 años, fue detenido en Zúrich el 27 de mayo de 2015 cuando estalló el escándalo de corrupción en la FIFA, y extraditado a Estados Unidos el pasado 18 de diciembre. Se declaró inocente de los cargos que enfrenta, entre ellos asociación delictiva, fraude y lavado de dinero.

La liberación de Li se hará efectiva una vez se cumplan las condiciones, ordenó Levy, quien el pasado 10 de febrero había rechazado una primera oferta presentada por la defensa.

"No creo que el gobierno haya demostrado que el señor Li huirá bajo estas circunstancias", dijo el juez al anunciar su decisión.

En principio Li saldría del Centro Metropolitano de Detención de Brooklyn en dos semanas, tras una nueva audiencia el 8 de marzo, confirmó a la AFP uno de sus abogados, Roger Guevara.

El costarricense, vestido con camisa y pantalones verdes claros de presidiario, siguió la larga audiencia de unas dos horas y media sentado junto a sus abogados y traductora. Su mujer Mally, su hija Andrea, que viajó a Nueva York especialmente, lo acompañaron en la sala.

Según indica el periodista, el expresidente de la Fedefútbol, será liberado una vez se cumplan las condiciones de su fianza y se daría una nueva audiencia el próximo 8 de marzo y cumplirá su arresto domiciliario en Nueva Jersey según indicó su familia. Ahí será vigilado electrónicamente durante las 24 horas. 

Li, de 57 años, fue detenido en Zúrich el 27 de mayo de 2015 cuando estalló el escándalo de corrupción en la FIFA, y extraditado a Estados Unidos el pasado 18 de diciembre. Se declaró inocente de los cargos que enfrenta, entre ellos asociación delictiva, fraude y lavado de dinero.