Última Hora

Los ticos no son expertos en puntos cardinales ni en nombres de calles o avenidas.

Aunque se podría pensar que se trata de algo jocoso, en realidad es un problema que genera muchos dolores de cabeza a quienes atienden emergencias en el 911.   

Los ticos son pésimos y no por falta de amabilidad, sino porque nunca aprendieron a ubicarse por calles y avenidas.

En el 2012 se empezó un proyecto de más de 500 millones de colones para dotar a San José de una nueva nomenclatura en sus vías.

Pero no parece que haya sido un gran avance porque a estas alturas muchos ni siquiera se ubican por puntos cardinales.

Esto no sólo ocurre en el centro de San José, las malas direcciones persiguen a muchos que buscan una dirección donde sea y aunque a veces parezca gracioso en realidad se trata de un problema muy serio.

No contar con un sistema de direcciones, no sólo pierde a la gente sino que genera atrasos mortales en caso de atención de emergencias y provoca pérdidas millonarias a los diferentes sectores de la economía costarricense.

Por eso Telenoticias entrevistó Luis Salas del Cuerpo de bomberos y a Geovanni Campos Arce, de Correos de Costa Rica, para orientar un poco a todos y así aprender un poco a dar direcciones. 

Observe la entrevista completa en el video adjunto a la nota.