Última Hora

Un privado de libertad, identificado como Danny Allan Vargas, de 27 años, murió este viernes tras ser agredido por otro preso en el Centro de Atención Integral (CAI) Sandoval, en Limón.

El hombre fue hallado con heridas punzocortantes a eso de las 7:40 a. m., y trasladado de inmediato al hospital Tony Facio, donde perdió la vida minutos después.

Según las autoridades, Vargas habría sido asesinado por “un problema de convivencia”. El principal sospechoso, quien descuenta una pena de 12 años por robo agravado, habría cometido el crimen con un pedazo de varilla.

Pablo Bertozzi, director de la Policía Penitenciaria, explicó que al sujeto fallecido “le gustaba maltratar o querer someter a la población privada de libertad”.

La Policía explicó en un comunicado que “el CAI Sandoval presenta un hacinamiento del 7%, pues alberga 522 personas en un establecimiento para 488. No obstante, en el pabellón donde se produjo la agresión, había 67 privados de libertad en espacios para 80 personas”.

Asimismo, se detalló que “con este homicidio, ya son tres las muertes registradas en centros penitenciarios durante el 2016. Los dos primeros eventos se produjeron en el CAI La Reforma el 19 y 20 de enero cuando fallecieron, víctimas de agresión, Christopher Fernández García (25 años) y Rigoberto Matarrita Villalta (30)”.