Última Hora

El Organismo de Investigación Judicial (OIJ), reconoció que si el nicaragüense de apellidos Salmerón Silva –principal sospechoso de matar a cinco personas en Matapalo– se fugó a su país natal, el proceso de extradición a Costa Rica será difícil.

“Nicaragua, al igual que Costa Rica, tiene prohibición constitucional de extraditar a sus ciudadanos. Sin embargo, siempre hay posibilidades alternas”, explicó Wálter Espinoza, director del OIJ.

Espinoza indicó que Salmerón había sido deportado a Nicaragua el año pasado y que además cuenta en su expediente judicial con una causa por un aparente robo agravado.

Por otro lado, el OIJ volvió este miércoles a la casa en Matapalo, Guanacaste, donde ayer se encontraron los cuerpos de la familia asesinada

Las autoridades hallaron en el sitio dos cuchillos de cocina con sangre, que habrían sido utilizados por el homicida.