Última Hora

Los vientos que derribaron árboles y rótulos hace algunos días están de vuelta y, esta vez, soplan tan fuerte que incluso atrasan el ferry entre Puntarenas y playa Naranjo.

Los fuertes vientos se deben a un empuje frío que afecta al país.

Las ráfagas son similares a las que días atrás derribaron rótulos y árboles en distintas zonas.

El fenómeno también se siente en el mar. Se pronostican olas de hasta cinco metros en el Caribe y el Pacífico norte.

Las condiciones del tiempo podrían regresar a la normalidad a finales de esta semana.