Última Hora

Sus movimientos no son tan tímidos como antes. Las cataratas que nublaban los ojos de"Nicoa" ya no están, pues una cirugía le devolvió la visión a este manigordo de unos cuatro meses de edad. 

El animal fue hallado en Nicoya, Guanacaste, donde ahora se mantiene bajo el cuidado de médicos veterinarios en el Centro de Rescate Las Pumas, en Cañas.

"Nicoa" seguirá un proceso de adaptación que puede tardar varios meses antes de ser liberada.