¿Olvidaste tu clave? Registrate

    Noticias | Noticias

    Los rebeldes controlan la capital de la República Centroafricana

    Los rebeldes centroafricanos de la coalición Seleka tomaron este domingo la capital, Bangui, después de una ofensiva relámpago lanzada para derrocar al presidente en el poder desde hace diez años, François Bozizé, cuyo paradero se desconoce.

    "No cabe duda de que tomaron la ciudad", declaró a la AFP una fuente militar centroafricana de alto rango que pidió el anonimato y no quiso decir cuál era la situación actual.

    "Los rebeldes controlan la ciudad, a pesar de que todavía se registran algunos disparos a diestra y siniestra", sostuvo una fuente de la Fuerza Multinacional de África Central (FOMAC) desplegada en la República Centroafricana.

    Antes, uno de los jefes militares de los insurgentes, el coronel Djouma Narkoyo, había anunciado: "Hemos ocupado el Palacio Presidencial. Bozize no estaba allí. Ahora iremos a la radio (nacional) para que el presidente de Seleka (Michel Djotodia) haga uso de la palabra".

    "Sabíamos que Bozize no estaba allí", aseguró este representante de los rebeldes.

    El presidente, en el poder desde 2003, no ha sido visto desde que visitó el viernes a su aliado sudafricano Jacob Zuma en Pretoria.

    Una fuente afirmó a la AFP que el presidente había "abandonado el territorio nacional en helicóptero", pero no precisó su destino.

    Lo cierto es que basta con cruzar el río Ubangui para llegar a la ciudad de Zongo, en la vecina República Democrática del Congo (RDC).

    En Kinshasa, el portavoz del gobierno de la RDC, Lambert Mendé, aseguró a la AFP: "El presidente Bozizé no solicitó venir a la RDC, no llegó".

    Y en Brazzaville, capital de la República del Congo, el ministro de Relaciones Exteriores congoleño Basile Ikouebe afirmó: "Ni yo ni el presidente de la República (Sassou Nguesso) hemos sido informados de su llegada a territorio congoleño".

    En Bangui, los rebeldes "están desplegándose en toda la capital para lanzar operaciones de seguridad y evitar los saqueos", afirmó uno de los portavoces de Seleka, Eric Massi, desde París.

    Saqueos en Bangui

    Según varios testigos, personas armadas y algunos habitantes aprovecharon la situación para saquear comercios, restaurantes, casas y coches.

    El domingo por la mañana, el coronel Narkoyo advirtió: "El día de hoy será decisivo. Nuestros hombres están en Bangui, tomamos posiciones". El asalto de la rebelión comenzó a las 07H30 (6H30 GMT).

    La rebelión lanzó una primera ofensiva el 10 de diciembre pasado desde el norte del país, y acumuló victorias frente a las fuerzas gubernamentales hasta que la presión internacional le obligó a detenerse a unos 75 km de la capital.

    Unos acuerdos de paz firmados en Libreville el 11 de enero permitieron la formación de un gobierno de unión nacional compuesto por representantes de Bozizé, de la oposición y de la insurgencia.

    Pero los rebeldes alegaron que se habían incumplido estos acuerdos y reanudaron las hostilidades el pasado viernes, con la intención declarada de establecer un gobierno de transición si llegaban a Bangui.

    Desbandada

    Una mujer que este domingo fue a misa en la catedral, a unos cientos de metros del palacio presidencial, contó: "Se escucharon disparos por todas partes en el centro de la ciudad, era una desbandada". "Acaban de matar a alguien. No sé si era un militar o un civil, pero intentaba huir en su moto cuando lo mataron", añadió.

    Por la noche, los rebeldes enviaron un comunicado expresando "su apego a una dinámica inclusiva" y descartaban "la venganza y la exclusión".

    "La República Centroafricana acaba de abrir una nueva página de su historia", habían comentado los rebeldes, antes incluso de la "caída" del palacio presidencial.

    Llegado al poder mediante las armas en 2003, Bozizé fue elegido presidente en 2005 y reelecto en 2011 en unas elecciones muy criticadas por la oposición.
     

    Pin

    ¿Qué opinas de esto?

    Leer el Reglamento