¿Olvidaste tu clave? Registrate

    Las cosas hay que llamarlas por su nombre. Jairo Mora fue asesinado por la lacra del narcotráfico. Jairo Mora fue asesinado por cobardes que no respetan la vida humana. Hace un mes Jairo denunció que quienes saquean los nidos de tortuga cambian los huevos por droga.

    Usted y yo, todos somos víctimas del asesinato de Jairo Mora. Un costarricense ejemplar, que como otros asumen luchas por usted y por mí, son pocos, hombres y mujeres excepcionales, los imprescindibles.

    El asesinato de Jairo Mora no puede quedar impune. Pero no basta con detener y juzgar a los culpables. El asesinato de Jairo Mora debe motivarnos, hacer reaccionar a muchos que en el mejor de los casos, a la distancia, aplauden y mandan mensajes de solidaridad. Eso está bien, pero la verdad, no sirve de mucho.

    Debemos reaccionar, como seres humanos, como costarricenses, porque la delincuencia está ganando la batalla. La delincuencia y el narcotráfico están ganando la batalla en Costa Rica. Quienes no denuncian delitos que conocen, las autoridades que no actúan como deben, son cómplices del vil asesinato de Jairo Mora Sandoval.

    Hoy fue Jairo. Mañana puede ser usted, su hijo, su amigo. O ya lo ha sido. El narcotráfico está pudriendo lo más profundo, lo más bueno de nuestra nación. En la lucha contra la delincuencia o todos actuamos, con valor y de acuerdo a nuestras leyes, o seguiremos perdiendo, cada día un poco más, esta batalla que es de todos. Una batalla de todos los que sentimos que también nos mataron un poco cuando unos cobardes asesinaron a Jairo Mora en Moín.
     

    Pin

    ¿Qué opinas de esto?

    Leer el Reglamento