¿Olvidaste tu clave? Registrate

    Noticias |

    América rompe el tabú y habla de nuevas estrategias antidrogas

    La búsqueda de nuevas estrategias para encarar el problema de las drogas en América, que deja miles de muertos por la violencia del narcotráfico, marcará en la 43 Asamblea General de la OEA que inicia el martes en Guatemala, la ruptura de un "tabú", según los organizadores.

    Un total de 28 cancilleres y delegados de los 34 miembros activos de la OEA se reunirán hasta el jueves en la ciudad colonial de Antigua Guatemala, a 45 km al suroeste de la capital, con una agenda que tiene como eje central la búsqueda de "una política integral frente al problema mundial de las drogas en las Américas".

    "Se aborda por primera vez después de décadas el tema de las drogas. Prácticamente se había levantado una especie de tabú sobre el tema de la política de drogas, una especie de ortodoxia donde no se podía discutir el tema, donde se pensaba que ya todo estaba dicho", agregó el canciller guatemalteco Fernando Carrera.

    Frente a la estrategia antidrogas impulsada por Washington, al menos 14 países de Latinoamérica están interesados en impulsar una nueva política, incluidos los de Centroamérica, Uruguay, Colombia y México, precisó Carrera, en rueda de prensa con el secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, en Antigua.

    "La Asamblea es sobre drogas. Este es un tema de impacto y no tenemos que cambiarlo todo de un día para otro, (pero) es importante reexaminar la política de drogas con la mayor objetividad y seriedad posible (...) Hemos removido un tema que había que remover y nos tiene muy satisfechos", expresó Insulza.

    A contrapelo de Washington
    Señal del interés en este espinoso tema, Estados Unidos enviará una delegación encabezada por el secretario de Estado, John Kerry, acompañado del subsecretario adjunto para la lucha contra las drogas, William Brownfield, y el zar antidrogas, Gil Kerlikowske.

    Antes de participar en la Asamblea, Kerry se reunirá con el presidente guatemalteco Otto Pérez, para hablar sobre lucha contra el narcotráfico y sobre la reforma migratoria en Estados Unidos, informó el propio mandatario.

    Fue precisamente Pérez quien en febrero de 2012 propuso sorpresivamente despenalizar las drogas para detener la ola de violencia que azota a Centroamérica, puente de casi toda la droga que envían los narcos de Suramérica a Estados Unidos.

    Aunque la propuesta de Pérez fue rechazada por Washington, los países latinoamericanos decidieron debatir nuevas alternativas contra ese flagelo de la droga.

    La Asamblea centrará sus discusiones en un informe preparado por un nutrido grupo de expertos a pedido de la OEA, por mandato de la Cumbre de las Américas celebrada en abril de 2012 en Cartagena (Colombia).

    El estudio delineó cuatro escenarios del problema de las drogas: el fortalecimiento de las instituciones y la seguridad, la despenalización de las drogas, la capacidad de reacción desde la comunidad y la ruptura de cooperación entre países consumidores y de tránsito.

    Más de medio centenar de ONG del continente, en una carta enviada a la Asamblea, piden analizar políticas alternas a la represiva para atacar el narcotráfico, al considerarla "ineficaz" y con "graves efectos negativos, en especial si se les analiza desde un enfoque de derechos humanos".

    El papel de la OEA
    Durante la sesión, también se discutirá sobre actualidad política y las reformas de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), criticada por Caracas y sus aliados en la región (Ecuador, Bolivia, Nicaragua) por considerar que responde a los intereses estadounidenses.

    "Cada uno de nuestros países fijará sus posiciones sobre cosas que necesariamente tienen que cambiar y seguiremos insistiendo desde Venezuela (...) en el seno de la organización", dijo el canciller venezolano Elías Jaua, al confirmar que asistirá a la cita.

    La OEA ha visto crecer en los últimos años varias iniciativas regionales que desafían su papel de hegemonía diplomática en la región, desde el ALBA liderado por Venezuela hasta la Unasur, foro de discusión de todo el cono sur americano, y la más reciente CELAC, creada en 2011 por todos los países de la región excepto Estados Unidos y Canadá.

    "Para que la OEA mantenga su estatus debe centrarse de nuevo en sus principios básicos, como son la democracia, los derechos humanos, el desarrollo y la seguridad regional. Y alentamos una discusión seria y respetuosa de nuestros desafíos", indicó Jen Psaki, una portavoz oficial estadoundidense.

    La Asamblea, a la cual confirmaron su asistencia los mandatarios Laura Chinchilla (Costa Rica) y Danilo Medina (República Dominicana), será inaugurada la noche del martes y celebrá sesiones a partir del miércoles en un hotel de esa ciudad colonial. 

    Pin

    ¿Qué opinas de esto?

    Leer el Reglamento