Teletica

ABR23

11:08

Pronóstico para San José

Ingresá con tu cuenta de Teletica

¿Olvidaste tu clave? Registrate
Hoy en Teletica

    Estilo de Vida | Familia

    Un niño busca sobreponerse a los obstáculos para convertirse en ingeniero civil

    Luis Fernando Valerín

    l.valerin@teletica.com

    Cuando se quiere hacer algo, no hay pretextos ni obstáculos que valgan. Comenzamos a conocer historias de niños que deciden construir su futuro día tras día, aunque tengan que bajar y subir la montaña para ir a estudiar.

    Son las 4 de la mañana, la luna resiste a esconderse.

    Con el frío de la madruga comienza el día de Justin en lo más alto de la montaña de Río Oro de Santa Ana.

    Ahí vive solamente con su padre, ahí construye sus sueños entre la simplicidad de la montaña, ahí nada le falta.

    Sin siquiera un rayo de sol que caliente un poco el agua, se baña para ir a la escuela de Río Oro.

    No hay necesidad de que su papá lo esté arriando para que haga las cosas. A su corta edad ya aprendió a valerse por sí mismo.

    Todavía el cielo está oscuro, cuando comienza a bajar la montaña, sólo.

    Por delante tiene aproximadamente una hora más para llegar a la escuela.

    Quiere ser ingeniero civil. Durante esa caminata sueña, mientras es testigo del milagro de la naturaleza, el amanecer.

    Cada paso lo acerca a ese sueño.

    Cuando ya amanece, deja de caminar solo. Otros amigos se unen. Todavía les falta caminar unos 40 minutos. Sus otros amigos también son un ejemplo para otros, pero esa historia queda para mañana.

     

    ¿Qué opinas de esto?

    Leer el Reglamento

    Destacado