Teletica

  • DIC20

    10:32

    Pronóstico para San José

 

Ingresá con tu cuenta de Teletica

¿Olvidaste tu clave? Registrate
Hoy en Teletica

    Estilo de Vida | Familia

    Derechos laborales de la mujer embarazada y en lactancia

    Adriana Durán

    a.duran@teletica.com

    Johnny López

    j.lopez@teletica.com

    Desde el pasado mes de mayo una resolución de la Sala Constitucional indica que el tratamiento del período de lactancia en el caso de partos múltiples, será proporcional al número de hijos nacidos.

    Como el tema de los derechos de las mujeres embarazadas y en periodo de lactancia siempre genera muchas dudas, Buen Día conversó este lunes con el licenciado Marco Durante, abogado especialista en temas de derecho laboral.

    Durante hizo un repaso en la historia de las regulaciones que ha tenido el país sobre el tema.

    Dijo que en 1943 con el Código de Trabajo, se tenían las primeras reglas generales sobre la prohibición de discriminación hacia mujeres embarazadas y en periodo de lactancia.

    “En 1990 ley de promoción de igualdad social se creó capítulo para mujeres embarazadas y en lactancia, pero en 1994 la ley de fomento a la lactancia materna, estableció que el plazo se ampliaba de seise meses a un año”, añadió.

    Para el experto, el fallo de la Sala Constitucional, viene a aclarar el caso de partos múltiples, pero al mismo tiempo, “cuando tengamos en el país la ley FIV, probablemente sean mayores los embarazos de dos o más niños”, lo cual vendría a beneficiar a estas familias.

    Las trabajadoras embarazadas o en periodo de lactancia, cuentan con un fuero especial. Desde el momento en que notifican su embarazo, “corren una serie de protecciones a su favor, para evitar el que al patrono pueda despedirlas voluntariamente”.

    Únicamente los patronos podrán despedir cuando la trabajadora embarazada cometa una falta grave que complique la relación laboral. El artículo 81 del Código de Trabajo, establece estas faltas como: pérdida de confianza, daño a bienes de la empresa, faltas a la moral, buenas costumbres, ausencias consecutivas, entre otros.

    Durante aclaró que el fuero no debe confundirse con una inmunidad para las embarazadas. En caso de falta grave debe seguirse un proceso de despido; caso contrario, éste podría ser anulado.

    “Si se determina falta grave, el patrono debe acudir al Ministerio de Trabajo, solicitar una autorización de despida, y presentar las pruebas, para que un inspector determinar si procede o no”, expresó el abogado.

    Si el despido se autoriza, posteriormente la trabajadora puede apelar esa decisión ante las autoridades respectivas.

     

     

    En otros temas durante la entrevista, Durante dijo que ya no es necesario una comunicación previa al patrono, sobre casos de embarazo. “Es suficientes con que el patrono se haya dado cuenta por terceras personas de la situación”.

    También, cuando la mujer se desempeña en un trabajo, y por motivo de embarazo esas condiciones representan un riesgo para la madre o el bebé, el patrono debe resguardar el derecho a la salud y a la vida.

    “Se deben aplicar las medidas necesarias, como traslado o cambios de trabajadores. En caso de que la patrona no acepte, puede presentar los registros médicos necesarios y apelar la decisión”.

    La licencia por maternidad en Costa Rica, se aplica un mes pre y tres meses post parto. Este es un tiempo de descanso para la trabajadora, y si ella se dedicara a actividades remuneradas durante ese periodo, podría perder la licencia.

     

     

    ¿Qué opinas de esto?

    Leer el Reglamento