Teletica

ABR18

20:23

Pronóstico para San José

Ingresá con tu cuenta de Teletica

¿Olvidaste tu clave? Registrate
Hoy en Teletica

    Deportes | Internacional

    Concluye reforma del Maracaná

    Agencia AFP

    El Maracaná de Río de Janeiro, templo del fútbol brasileño, celebra este sábado un partido de exhibición que servirá como primer evento prueba de cara al Mundial 2014 y la Copa Confederaciones de junio, tras dos años cerrado para una profunda y millonaria reforma.

    Un juego entre los "amigos" de los ex jugadores Ronaldo y Bebeto, ambos ganadores de títulos mundiales con la 'seleçao', se disputará sobre el gramado del mítico estadio ante unos 25.000 espectadores, entre ellos 21.000 trabajadores responsables de las obras con sus familiares, la presidenta Dilma Rousseff, además de otros invitados del gobierno y periodistas.

    La cifra representa el 30% de la capacidad del complejo deportivo de 78.838 sillas y es el primero de tres test antes de la Copa Confederaciones, que arranca el 15 de junio en Brasilia. El primer juego en Río es el 16 de junio (México-Italia).

    Una segunda prueba está prevista para el 15 de mayo con 50% de capacidad, antes de la inauguración oficial, el 2 de junio, con un partido amistoso entre Brasil e Inglaterra.

    "El objetivo del evento test es verificar los equipos, instalaciones e infraestructura para que sean hechos eventuales ajustes para el funcionamiento pleno del estadio, cuando el Maracaná sea inaugurado", indicó la gobernación del estado de Rio de Janeiro, propietaria del estadio, en un comunicado.

    El Maracaná, sede de las finales del Mundial y la Confederaciones, es el quinto estadio cuyas obras fueron concluidas. La FIFA había impuesto el 15 de abril como plazo para que los seis estadios de la Copa Confederaciones estuvieran listos.

    Todavía queda pendiente de entrega el estadio mundialista de Brasilia.

    Desde 2007, el gobierno ha invertido unos 615 millones de dólares en el Maracaná, construido para el Mundial de 1950, en el que la selección de Uruguay ganó la final ante Brasil en el memorable 'Maracanazo' ante unos 200.000 espectadores (173.000 según cifras oficiales).

    De este dinero, unos 460 millones corresponden a obras para el Mundial-2014.

    El jueves se instalaron 28.000 sillas en esta carrera contrarreloj a este primer test, que es requisito de la FIFA. Las poltronas forman un mosaico con los colores de la bandera brasileña.

    El gramado terminó de instalarse hace un mes y su moderno techo, compuesto por membranas de lona que forman un anillo sobre la tribuna, fue terminado el 9 de abril.

    Una larga fila de obreros buscaba sus pases al juego el viernes de tarde. "Es maravilloso", dijo a la AFP Thiago Viera (29), ayudante de producción. "Ver un juego en nuestra obra terminada es un sueño. Me gustaría estar también para la Copa", expresó por su parte Raimundo de Jesus (27), recolector de basura.

    El puntapié inicial del partido de exhibición está previsto para las 19h00 locales (22h00 GMT). Antes, se presentarán reconocidos cantantes de samba como Naldo, Martinho da Vila, Neguinho da Beija-Flor y Preta Gil.

    Una nueva protesta callejera se registró el viernes de tarde en contra del proceso de privatización del Maracaná. La policía replegó la manifestación con gases, constató un fotógrafo de la AFP.

    Un grupo de indígenas invadió nuevamente, también el viernes, el ruinoso edificio donde funcionaba el museo del Indio, cuya demolición, prevista entre las obras entorno al estadio, fue cancelada por presiones de grupos sociales.

    Los indios, que habían sido desalojados a finales de marzo, colocaron una pancarta en el tejado del caserón manifestándose en contra de la licitación.

    Dos consorcios se disputan la gestión durante 35 años del mítico estadio en un proceso que ha sido, además de protestas, blanco de guerras judiciales. Aún no hay fecha para conocer el ganador. 

    ¿Qué opinas de esto?

    Leer el Reglamento